Sínodo Amazonía. Instrumentum laboris: escuchar con la Iglesia el grito del pueblo

  • Otavalo Ana
  • 21/06/2019
  • Comentarios desactivados en Sínodo Amazonía. Instrumentum laboris: escuchar con la Iglesia el grito del pueblo

El mundo amazónico pide a la Iglesia que sea su aliada, para que la vida plena que Jesús vino a traer al mundo llegue a todos, especialmente a los pobres.

Cristiane Murray – Ciudad del Vaticano

El mundo amazónico pide a la Iglesia que sea su aliada, para que la vida plena que Jesús vino a traer al mundo llegue a todos, especialmente a los pobres

Este es el alma del Documento de Trabajo (Instrumentum Laboris) publicado en la mañana del lunes 17 de junio por la Secretaría General del Sínodo de los Obispos y presentado a la prensa. El documento es el resultado de un proceso de escucha que comenzó con la visita del Papa Francisco a Puerto Maldonado (Perú) en enero de 2018, continuó con la consulta del Pueblo de Dios en toda la región amazónica a lo largo del año y terminó con la Segunda Reunión del Consejo Pre-Sinodal en mayo pasado.

Escucho con Dios el grito del pueblo;

hasta que respiremos la voluntad a la que Dios nos llama

El territorio amazónico incluye parte de Brasil, Bolivia, Perú, Ecuador, Colombia, Venezuela, Guyana, Surinam y Guyana Francesa en un área de 7,8 millones de kilómetros cuadrados, en el corazón de Sudamérica. Los bosques amazónicos cubren unos 5,3 millones de kilómetros cuadrados, lo que representa el 40% de la superficie mundial de bosques tropicales.

La primera parte del documento, «La Voz de la Amazonía», presenta la realidad del territorio y sus pueblos. Comienza con la vida y su relación con el agua y los grandes ríos que fluyen como venas de la flora y la fauna del territorio, como fuente de sus pueblos, sus culturas y sus expresiones espirituales que también nutren la naturaleza, la vida y las culturas de miles de comunidades indígenas, agricultores, afrodescendientes, poblaciones que viven a orillas de ríos y ciudades.

Amenaza de muerte, amenaza integral

La vida en la Amazonía está amenazada por la destrucción y explotación del medio ambiente, por la violación sistemática de los derechos humanos fundamentales de la población amazónica; en particular, por la violación de los derechos de los pueblos originarios, como el derecho a la tierra, a la autodeterminación, a la delimitación de los territorios, a la consulta y al consentimiento previo.

El grito de la tierra y de los pobres

En la segunda parte, el documento examina y hace sugerencias sobre temas relacionados con la ecología integral. La Amazonia hoy es una belleza herida y deformada, un lugar de dolor y de violencia, como lo subrayan elocuentemente los informes de las Iglesias locales recibidos de la Secretaría General del Sínodo.

La violencia, el caos y la corrupción son desenfrenados.

El territorio se ha convertido en un espacio de enfrentamientos y

de exterminio de pueblos, culturas y generaciones.

Territorio de esperanza y «buen vivir»

El Sínodo de la Amazonía se convierte así en un signo de esperanza

para el pueblo amazónico y para toda la humanidad.

Los pueblos de los suburbios

El Documento de Trabajo también analiza la situación de los Pueblos Indígenas en Aislamiento Voluntario (PIAV). Según datos de instituciones eclesiásticas especializadas (es, CIMI) y otras, en el territorio amazónico hay entre 110 y 130 «pueblos libres» diferentes que viven al margen de la sociedad o en contacto esporádico con ella. Son vulnerables a las amenazas del narcotráfico, los megaproyectos de infraestructura y las actividades ilegales vinculadas al modelo de desarrollo extractivista.

Los pueblos de la Amazonía en salida

Iglesia Profética en la Amazonía: Desafíos y esperanzas

Sacramentos y religiosidad popular, ‘cosmovisión’

El papel de la mujer

La vida consagrada

Iglesia y poder: el camino de la cruz y el martirio.

Fuente: Vatican News